Es cierto

El ruido de las apariencias
ahogó la melodía del amor.
El gemido de tu ausencia
suena fuerte en mi cabeza,
afónica grita en mi pecho.

Es cierto

Creí que éramos inmortales
que no habría nada ni nadie
que apagara nuestra música;
que la voluntad era sostenida
y que guiaría nuestras vidas
al ensayo de nuevos acordes.

¡Es cierto! Se muere…

A mi guitarra le falta una cuerda
las notas alegres ya no son lo que eran
cuando intento tocarlas.
La ansia amorosa y desafinada,
intentando aceptar su decepción,
calla la agonía de la ilusión
que oculta sucumbe.

Es cierto… Se muere…

.

.

 

Comenta aquí / Deixe seu comentário

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .